sábado, febrero 11, 2006

El ridículo del poder

Hay gente que hace lo que sea por estar en el candelero, este debe ser el caso de nuestra Delegada del Gobierno, sí esa, la compañera sentimental del Portavoz del Psoe Extremadura, sí ese, el sobrino de Gallardo, sí sí ese Gallardo, nuestro predilecto empresario.

Pues bien, esta señora, que pasará a la historia como aquella que multó a un mudo por gritar y llamar primitivos a los que no piensan como ella, está en su mejor momento. Lanzada por el subidón que debe dar aparecer en medios nacionales, su última ocurrencia ha sido multar al piloto de una avioneta. Después de decir a los de la Plataforma que se les iba a caer el pelo, y tras darse cuenta de que no había hecho sus deberes, cómo habrá sido la cosa que ha tardado 7 meses en encontrar la forma de multarlo.

En fín, yo también pongo mis 30 euros.

-----------------------------
Actualización 18:29.

Habla el hijo del piloto (octavo comentario del enlace anterior).

1 Comments:

Blogger aturdido said...

Que nos digan dónde ingresarlos.

4:25 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 2.5 Spain License.